WASHINGTON, D.C.
{08-26-2018}



Muere el Senador John McCain, a los 81 años
CNN



John McCain murió a la edad de 81 años tras una batalla contra el cáncer de cerebro. Fue senador durante seis períodos, candidato presidencial en el 2008 y un defensor del poderío militar de EE.UU.

"El senador John Sidney McCain III murió a las 4:28 pm del 25 de agosto de 2018. Cuando falleció estaban su esposa Cindy y su familia", dijo su oficina en un comunicado. "Al momento de su muerte, había servido a Estados Unidos de América de forma fiel por sesenta años".

CNN conoció que el senador republicano John McCain dejó a su familia una lista de lugares en dónde quiere que se le rindan honores fúnebres, entre ellos la Catedral Nacional de Washington, y pidió que no invitaran al presidente Donald Trump a su funeral.
Su legado

Se le conocía como un "inconformista" por sus opiniones políticas independientes y a veces, divisivas. Probablemente su vida fue moldeada por los cinco años y medio que pasó como prisionero de guerra en Vietnam.
"Defiendo mi posición porque odio la guerra, y sé muy bien y de modo personal lo penosas que es su recompensa", dijo en marzo de 2008.

"Mi corazón esta roto. Tengo la suerte de haber vivido la aventura de amar a este increíble hombre durante 38 años. Murió en la forma en que vivió, en sus propios términos, rodeado de las personas que amaba, en el lugar que más amaba, dijo su esposa Cindy McCain.

Como piloto de la marina, McCain fue derribado en 1967 y encarcelado en el infame "hotel de Hanoi", donde fue frecuentemente golpeado. Tras finalizar su carrera militar, McCain fue elegido en 1982 a la Cámara de Representantes de EE.UU. por el estado de Arizona. Obtuvo un escaño en Senado cuatro años después.
Trabajó con los demócratas para normalizar las relaciones con Vietnam.

Denominó al escándalo de los Cinco de Keating de 1989, como una mancha en su carrera. Él fue uno de cinco senadores acusados de apoyar una legislación favorable al magnate financiero Charles Keating, a cambio de contribuciones a su campaña. Fueron castigados por la Comisión de Ética del Senado.

McCain intensificó sus esfuerzos para implementar recortes contra los despilfarros en Washington.

Por primera vez, en el 2000, intentó llegar a la presidencia en las elecciones del 2000. "Es una lucha por retomar nuestro gobierno de las personas influyentes y grupos de presión, y devolverlo a la gente y a la noble causa de libertad para lo que fue creado", dijo entonces.

McCain perdió en unas primarias duras contra el gobernador de Texas, George W. Bush.
Fiel a su reputación de buscar acuerdos bipartidistas, McCain trabajó con los demócratas en el senado en temas como la reforma de financiación de campaña.

A los 70 años, intentó llegar a la presidencia una última vez. McCain ganó la nominación republicana en el 2008 y, al elegir su compañera de fórmula —la gobernadora entonces de Alaska, Sarah Palin—, esperaban que energizara a la base del partido.

Pero Palin se convirtió en un imán para críticos, y McCain luchó por escapar de la sombra de la presidencia de Bush. Su rival, el senador Barak Obama, describió a McCain como desconectado del tema más importante del momento, la economía.

McCain obtuvo sólo un 45 % del voto popular. "No siento ninguna pena por algo que pudo haber sido. La campaña fue y seguirá siendo el gran honor de mi vida", dijo tras la derrota.

Siguió siendo un líder en el Senado por el resto de su vida, luchaba por unas fuerzas armadas fuertes y usó su autoridad moral como exprisionero de guerra para criticar al presidente ruso Vladimir Putin y al brutal régimen en Siria.
Como siempre, por su sinceridad, el senador McCain fue una espina ocasional para cada presidente estadounidense. Aún para los de su mismo partido.

"Creo que hay una disfuncionalidad significativa en el equipo de seguridad nacional del gobierno de Trump", dijo el senador. El entonces aspirante republicano Trump cuestionó en 2015 si McCain, habiendo caído prisionero, debía ser considerado héroe de guerra.











 

Washington, D.C.
Lunes, 28 de Enero del 2008

 

John McCain, un verdadero heroe americano”
 

EL MAYOR GENERAL ERNEIDO OLIVA RESPALDA A JOHN MCCAIN PARA PRESIDENTE

La campaña presidencial del senador estadounidense John McCain anunció hoy que el mayor general Erneido Oliva, USAR (retirado), veterano de la invasión de Bahía de Cochinos y ex comandante general adjunto de la Guardia Nacional de Washington DC, se unió a más de 100 ex generales y oficiales de bandera para respaldar John McCain para presidente de los Estados Unidos.

"John McCain es un verdadero héroe estadounidense, cuyo historial y experiencia en la defensa de esta gran nación no tienen comparación", dijo el general Oliva. "John McCain sabe lo que es experimentar las crueldades de los regímenes tiránicos, y está consciente de la necesidad de mantenerse firme frente al mal. Su liderazgo es impresionante, y estoy orgulloso de estar con él".

John McCain agradeció al general Oliva su apoyo y dijo: "Me siento profundamente honrado de haberme ganado el apoyo de un patriota como el general Oliva. Su liderazgo y valor durante el combate son inspiradores, y estoy agradecido por su apoyo".

El general Oliva dejó su país natal, Cuba, en 1960 para unirse a las fuerzas anticastristas organizadas en Guatemala. Fue ascendido al rango de Segundo Comandante de la Brigada de Asalto 2506, la brigada de exiliados cubanos que desembarcó en la Bahía de Cochinos el 17 de abril de 1961.

Liberado con sus compaňeros sobrevivientes en un acuerdo aceptado por el gobierno de los EE. UU., fue comisionado en las fuerzas armadas de EE. UU. Y ha sido un defensor incansable de la causa de una Cuba libre. En el 1984, fue ascendido a general de la línea, general de brigada de EE. UU.  Se retiró como mayor general de la Guardia Nacional del Distrito de Columbia en 1993.